Saltar en una nueva DZ: hazte un plan

Escucha este post: 6 minutos

¿Te vas a ir solo por ahí? ¿Irás a algún boogie en tierras lejanas? ¿Estás organizando un viaje por carretera? Si no estás acostumbrado a saltar en otras DZ, embarcar en nuevos aviones sobre tierras desconocidas puede ser abrumador. ¡Pero no temas valiente aventurero! Si llegas sabiendo lo que tienes que hacer, saldrás bien parado.

Con la llegada del verano son muchos los paracaidistas que quieren aprovechar para conocer otros centros de paracaidismo. Si estás pensando en volar del nido e ir a saltar fuera de tu casa, te dejo una lista de verificación que te ayudará que el proceso sea más fácil para ti:

PLANIFICANDO TU SALTOS EN UNA NUEVA DROPZONE

Antes de llegar:

  • Haz una búsqueda preliminar para no encontrarte con sorpresas. Averigua si la zona de saltos que quieres ir (o evento) tiene requisitos específicos que podrían impedirte saltar.
  • Presupuesto. Pesquisa sobre el precio de los tickets, alojamiento y otras tarifas. Este es un buen momento para saber la política de reembolso de la DZ caso no utilices todos los tickets –  por ejemplo –  y averiguar si hay cargos adicionales según el método de pago.
  • Preguntar sobre las instalaciones. Si vas a enfrentarte a un aeropuerto en pleno verano, kilómetros de distancia en coche, duchas mixtas o cualquier otra cosa que salga de tu zona de confort seguramente querrás saberlo lo antes posible para organizarte y hacer tu plan de batalla.
  • Asegúrate de llevar toda tu documentación. Como mínimo, necesitarás la tarjeta de plegado del reserva si tienes equipo propio, tu licencia y tu libro de saltos actualizado. En algunos casos, también necesitarás el documento de viaje del AAD si viajas en avión. Importante tener el seguro médico al día. Un seguro de viaje tampoco es mala idea.

Cuando llegues:

  • Vete a la oficina. Rellena los papeles, obtén el visto bueno para tu equipo y su documentación y compra tus tickets.
  • Ten claro como es el manifest. Parece que cada DZ del planeta lo hace de una forma diferente y puedes liarte o quedarte en tierra si no te enteras de cómo va. ¿Tienes que pagar por adelantado, sobre la marcha según vayas saltando o al final del día? ¿Cómo funciona el sistema de tickets?
  • Familiarízate con las instalaciones. Pasarás mucho tiempo en el hangar y en las zonas de espera, aprovecha para conocerlas y orientarte. Elige un sitio para dejar tu equipamiento (con suerte, cerca de algún enchufe). Localiza los baños y la nevera (si hay disponible para saltadores). Identifica al ground control  o personal de tierra. Averigua si la ventana del manifest está separada de la oficina o si la oficina lo hace todo.
  • Recibe el briefing de la zona. No subas al avión sin que antes alguien te haya explicado las reglas de la zona, los tráficos, zonas alternativas de aterrizaje, orden de grupos, tiempos de separación, tipo de avión, etc…  
    • Aprende el orden de salida y las reglas de separación. Muchas zonas de salto tienen procedimientos específicos mientras que otras asumen que debes saber dónde estás. Observa como los paracaidistas locales se organizan y pregúntalo todo  si crees que no has recibido instrucciones claras y objetivas.
    • Mira el mapa satélite. Puede que un responsable de la dropzone utilice un mapa general de la zona y sus alrededores para informarte. Él te enseñara los puntos de referencia para localizar la zona de aterrizaje desde el aire y revisar los obstáculos que puedan haber como tendidos eléctricos, canales de agua, vecinos desagradables, zonas de turbulencias, beer line y zonas irregulares. Utiliza esta información para memorizar los posibles fuera de zona.
    • Mira los indicadores de viento. Localízalos en el mapa de arriba y después míralos directamente mientras das una vuelta por las principales zonas de aterrizaje (y alternativas si es posible). Si hay alguna T pregunta si es utilizada por la zona.
    • Conocer el patrón de aterrizaje. Los patrones de aterrizaje no son iguales en las zonas de saltos. Pueden haber patrones cambiantes según las condiciones u otros preestablecidos que nunca mudan. Hasta que no lo tengas interiorizado, lo mejor es que en tus primeros saltos utilices la zona de aterrizaje más amplia (normalmente la de alumnos o personas con poco experiencia). Debes averiguar también si hay reglas específicas para aterrizajes de campanas rápidas y giros rápidos – independiente de si lo vas hacer o no – No seas el que va arrastrando la campana con dificultad por la zona habilitada para las campanas rápidas.
  • Fíjate en cómo se hace el procedimiento de embarque. Descubre cómo se hacen las llamadas y desde donde puedes escucharlas. Si hay transporte hasta el avión, necesitarás saber si hay una llamada específica para cogerlo.  Si hay un punto de encuentro de recogida de paracaidistas después del aterrizaje, asegúrate de saber dónde está y fíjate bien para el siguiente salto.
  • Busca un LO. Habla con algún organizador de salto y mantente atento a los saltos que se están organizando por si puedes participar.

Después de saltar

¡Compra cerveza para compartir! Es una forma de darte la bienvenida a ti mismo. Así, te sentirás en casa antes de que te des cuenta 😉

Intercambia contactos: una de las ventajas de saltar fuera de nuestra dropzone habitual es poder conocer a nuevos paracaidistas con quién compartir nuestro hobby.

Tanto si son tus primeros saltos fuera de casa como si ya eres pájaro viejo ¡disfruta de tu viaje y haz saltos seguros, allá donde vayas!

¿Te ha gustado este post? Compártelo en tus redes 💙

No dejes que los posts pasen volando ¡suscríbete! y recíbelos en tu email:

Espacio Publicitario

Si quires que tu marca salga aquí ponte en contacto conmigo ;)

Lo +visto

Quiero saber +sobre:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *